NidoAzulcrema
Con goles es todo mas fácil, muchachos.

Dicen que los goles son amores. Los atacantes azulcremas practicaron el viejo arte de la definición y con tercia de goles arrebataron la victoria en Ciudad Universitaria.

El partido fue cosa extraña. América estuvo a punto de perderlo en la mesa tras intentar alinear a Gerson Torres. Algún atento avisó y al final fue Diego Láinez el que jugó.

La lista de titulares no invitaba al optimismo. Ya hemos visto los estragos que causa el alinear jugadores en posiciones que no dominan. En este caso, hablamos de Daniel “Chepe” Guerrero y Osmar Mares como centrales.

Mucho se habló durante la semana sobre la supuesta calidad de víctima del equipo emplumado tras tantas ausencias. Menos mal que los auriazules fueron afectados por del exceso de confianza que suele generar el saber que el rival va perdiendo desde la alineación.

Pero de pronto, lo ganábamos 2-0. El horrendo sol que cayó sobre C.U. terminó por secar la pólvora del Chino y Oribe. Después llegó otro de nuestros conocidos episodios de autosabotaje y Nico Castillo castigó por partida doble. Vamos, la pesadilla habitual.

Menos mal que Cecilio cambió el guión. El paraguayo abrió los ojos en el momento preciso y marcó el tercero para la causa azulcrema.

De funcionamiento hay poco que analizar. América presentó una de las alineaciones más bizarras de su historia. Lo importante fue el regreso al gol de los atacantes. Una tripleta de goles a favor es capaz de soportar alineaciones inéditas, goles regalados y hasta una ración de autosabotaje.

Llamarle “Clásico” a un equipo con una afición deplorable es demasiado premio, pero Clásico o la etiqueta que más te guste, fue azulcrema.

Como toda la vida.

PRIMER TIEMPO

La mermada alineación sufrió mayor castigo. Se lesionó Samudio al 10′ y entró Pimentel. Imagínate el nivel de Erik que siendo central, se había preferido a Mares y Guerrero para jugar el partido.

Un poco de suerte nos sonrió al 18′. Castillo se perdió el primero tras volar su remate en el área chica.

América respondió al 20′ con cabezazo de Oribe a centro de Mares por izquierda pero se fue por el costado del poste que no vale.

Tras veinte minutos no fuimos más que un concierto de individualidades intentando sobrevivir en territorio enemigo. Láinez tenía poco contacto con el balón, Cecilio estaba algo aislado y los delanteros morían de sed.

Al 31′ llegó la alegría. Edson Álvarez recuperó sobre la banda y tocó rápido para Chepe. Guerrero la dio a Oribe que filtró a Romero quien mandó un bombazo sin pensarlo y sacudió las redes del Olímpico.

Y no hay mejor manera de despedir el primer tiempo que perforando la red enemiga. Mares filtró para Oribe que sacó al arquero y pateó con marco abierto. Dos a cero. La vida es bella.

SEGUNDO TIEMPO

El árbitro se engulló el silbato. Cecilio fue derribado dentro del área en clara acción de penal y roja. Y claro, al colegiado le dio temor sepultar a Pumas y mejor engulló el silbato.

Era demasiado bueno que la defensa hubiera mantenido el cero atrás. Al 52′ ocurrió algo “normal” cuando improvisas demasiado en defensa: Castillo cabeceó sin marca alguna dentro del área y acercó a los suyos.

Al 58′ entró Güémez para fortalecer el medio campo aunque con Javier no pasa nada. Se ha convertido en una especie de Chepe II. Láinez dejó el terreno de juego.

“Miky” Arroyo tomó el lugar de Romero al 64′. Que no sorprenda si un día le vemos despegar del piso tras tanta vuelta sobre el balón.

Si bien teníamos una defensa digna de Noche de Brujas, sabíamos que Marchesín podría solventarnos muchos problemas. Por eso fue inesperado verle fallar en el empate tras débil remate de Nico Castillo que puso el 2-2.

Sin embargo, el guardameta fue factor para evitar la remontada auriazul tras doble atajada al 75′ a remates de Cortés y Castillo.

Al 82′ apareció Cecilio. En momentos así es cuando deben aparecer las figuras y Domínguez no decepcionó. Tomó la esférica, condujo hasta entrar al área y de zurda devolvió la ventaja a las Águilas que terminó por ser definitiva.

ESTADÍSTICAS

RENDIMIENTO

Agustín Marchesín

Agustín Marchesín

REGULAR

Regaló el empate y salvó la voltereta. Atajó bien pero no puede seguir con exceso de confianza con los balones sencillos. Ya lleva un par en el semestre.

Edson Álvarez

Edson Álvarez

BIEN

La magnífica recuperación en territorio enemigo fue el inicio del gol de Romero. Tendría que haber jugado como central junto a Bruno.

Daniel Guerrero

Daniel Guerrero

MAL

No conoce la posición por mucho que La Volpe insista con él ahí. Es dar facilidades al equipo contrario. El jugador hace su esfuerzo pero para ser central se debe ser especialista en esa zona.

Bruno Valdez

Bruno Valdez

BIEN

¿Recuerdas cuando hemos contado que Goltz tiene que cubrir su zona además de su costado derecho cuando le han tocado Burón y Pimentel? Ahora imagina a Valdez haciendo el trabajo de tres defensores con Chepe y Mares (luego Pimentel) a un costado. Se batió atrás como pudo.

Osmar Mares

Osmar Mares

MAL

Verle dando pases filtrados como la asistencia es poco frecuente pero no desconocido. Las facilidades atrás –que suelen reflejarse en el marcador– son las que casi siempre le dan mala nota.

Miguel Samudio (10')

Miguel Samudio (10')

¿De qué se lesionó? Se venía de prácticamente 2 semanas de descanso… Vaya fastidio el tema de las lesiones.

William da Silva

William da Silva

REGULAR

Mucha enjundia pero poca claridad. Menos mal que la tuvo en el momento justo para no perder el balón que finalmente Cecilio convirtió en gol.

Diego Lainez (57')

Diego Lainez (57')

REGULAR

Se le recuerda algún buen desborde por derecha pero en general participó poco. La posesión de la esférica escaseó y normalmente iba hacia donde estaba Cecilio. Vamos a llevarlo con calma.

Cecilio Domínguez

Cecilio Domínguez

BIEN

Salvó la tarde con el gol definitivo. No hubo demasiadas oportunidades por lo que ser certero era vital. Fue un regreso soñado y ojalá se mantenga por este camino para tener alguna aspiración en la recta final del torneo.

Silvio Romero (64')

Silvio Romero (64')

BIEN

Tuvo una y terminó adentro. Ese es el Romero que conocemos y que por alguna razón había estado ausente. Que el gol sirva para recuperar la confianza perdida.

Oribe Peralta

Oribe Peralta

BIEN

En los últimos Clásicos se ha lucido. Ahora fue con asistencia y anotación. Esperemos que el entendimiento con Romero vaya en ascenso que ya no hay más atacantes con los cuales experimentar.

SUSTITUCIONES

Erik Pimentel (10')

Erik Pimentel (10')

MAL

No esperábamos alguna participación estelar. Tristemente se ha acostumbrado al rol de suplente cuando no queda nadie más. Es increíble que teniendo ejemplos como Layún y Hugo González no intente hacer algo más por su carrera.

Javier Güémez (57')

Javier Güémez (57')

REGULAR

Nada que no se haya visto. Entró para dotar de músculo al sector medio pero nos quedamos con ganas de verle siendo un obstáculo real para los rivales.

Michael Arroyo (64')

Michael Arroyo (64')

MAL

Es desesperante y además, predecible. Ni Verón ni Alcoba que son lentos fueron superados por su bicicleta. Tampoco queremos robots en la cancha pero a veces las jugadas “simples” dan mejores resultados.

LÍNEA POR LÍNEA