NidoAzulcrema
"Vení Pipe, celebrá conmigo y que se quede el aburrido de Oribe allá"
“Vení Pipe, celebrá conmigo y que se quede el aburrido de Oribe allá”

América volvió a ganar en casa por marcador de 2-0 ante Santos Laguna por la fecha 5 del Clausura.

Por increíble que parezca, las Águilas han sido capaces de mantener su marco imbatido en cuatro de cinco oportunidades. Con el resultado de esta jornada, América liga 5 goles a favor y cero en contra en los últimos 180 minutos.

10 puntos de 15. Cuarto lugar general. Segunda mejor defensiva y segunda mejor ofensiva.

¿Qué es lo que no convence de este América? ¿Por qué terminan los partidos y no queda esa sensación de satisfacción? ¿Acaso la histeria se ha apoderado de muchos de nosotros por lo que nada nos parece?

En lo personal, detesto que el América sea parecido a un volcán. Puede estar dormido grandes lapsos de tiempo hasta que surge el ataque voraz y destructor cual violenta erupción que barre con lo que esté a su paso.

Encuentro en esa razón el por qué varios de los encuentros se tornan tediosos. Se hacen dos o tres goles, pero fútbol solo hubo 4 o 5 minutos en los que el vértigo fue lo suficientemente voraz para acabar con el enemigo. ¿Y el resto del cotejo? Nada. Algún disparo desviado, alguna maniobra individual fallida y contener lo que intenten los contrarios.

PRIMER TIEMPO

América repitió a Mares en la lateral izquierda y para alegría de sus fans, Paul Aguilar reapareció por derecha y lo hizo por la puerta grande como veremos después.

William acompañó a Martínez en el centro con Arroyo y Sambueza por las bandas mientras que Darwin tomó el lugar de Benedetto.

Las emociones fueron contadas en el primer lapso. La de mayor peligro estuvo a cargo de Rentería quien con un cambio de ritmo se enfiló hacia el área, dejó a Pablito en el camino y disparó en cuanto Goltz amenazó con tapar el impacto que se escapó por centímetros del marco. Todo eso al veinticinco.

El volcán azulcrema empezó con la serie de erupciones al cuarenta y dos. Darwin robó la esférica en una mala salida de Santos y de pronto se encontró haciendo el dos a uno. Tenía la opción de servir a Oribe o culminarla el mismo. Optó por lo segundo y le salió un homenaje a Benedetto, pues la definió igual que al argentino contra Dorados: exceso de fuerza al momento del toque por encima del arquero.

El turno de Miky Junior llegó en la siguiente. El explosivo ecuatoriano arrastró la pelota buscando un mínimo espacio para rematar y abrió fuego cuando el marco le quedaba de frente pero la pelota se fue por el lado del poste que no cuenta.

La peor pesadilla para Oribe llegó sobre la hora.

Todo inició cuando Rubens alcanzó a prolongar la esférica a lo largo de la pradera derecha. Parecía que la pelota se perdería en saque de meta cuando un veloz Paul Aguilar corrió a toda velocidad y se barrió en el momento justo para evitar que saliera. Acto seguido, amagó con ir hacia la izquierda pero sorprendió al defensor regresando sobre su derecha con túnel incluido quedando en posición franca para mandar servicio.

Oribe seguía las acciones desde el corazón del área preparado para atacar la esférica. En cuanto centró Paul hacia su zona, el ‘Cepillo’ se tendió de cabeza y conectó con dirección de gol. Tras caer al césped y mirar hacia el marco para ver si había entrado…

Oh no, ¿qué he hecho?

América se fue al descanso con ventaja en el marcador.

SEGUNDO TIEMPO

El volcán se volvió a dormir y se dedicó a sobrellevar las acciones.

Rentería volvió a probar al sesenta. Esta vez, con la cabeza. Un centro desde el sector izquierdo de Santos encontró sin marca al atacante quien con sólido frentazo quiso emparejar los cartones pero Muñoz lo impidió con certero manotazo.

No podríamos ser América si nuestros juegos carecieran de cierta dosis de polémica. ¿Cierto?

Al noventa y dos nos encontramos con una mano dentro del área de Daniel Guerrero. Los laguneros pedían la marcación de penal pero el colegiado dictaminó que no había intención por parte del jugador.

El exárbitro Armando Archundia mencionó que la posición inicial del brazo no dictamina intención. Es decir, el brazo del ‘Chepe’ estaba levantado previo al remate por lo que era injusto señalar el tiro desde los once pasos.

Entre que si era penal o no, Sambueza tomó la esférica por la banda izquierda e hizo trizas al defensor Izquierdoz para internarse al área. Sambu levantó la vista y sirvió en diagonal retrasada para Andrés Andrade quien fusiló a Marchesín y colgó el marcador definitivo.

ESTADÍSTICAS

stats-america-santos

RENDIMIENTO

Moisés Muñoz

Moisés Muñoz

REGULAR

Su guante a remate de Rentería impide el empate. Fue la única que fue al marco y resolvió con seguridad. Por aire volvió a tener una mala salida por lo que suma tres cotejos consecutivos haciéndolo. No es que le llevemos la cuenta, ¿verdad?

Paul Aguilar

Paul Aguilar

BIEN

Impresionante la carrera y determinación para alcanzar la esférica. Notable la técnica individual para barrerse y aventarse un izquierda-derecha que dejó en el camino a su marcador y una precisión letal para encontrar a Oribe. ¿Por qué juega de esta manera solo cuando quiere? ¿Por qué no hacerlo con mayor frecuencia?

Paolo Goltz

Paolo Goltz

BIEN

Contra Santos suele lucirse. Es probable que lo motive la presencia de su excompañeros Izquierdoz y González de Lanús. Ofreció solidez en el fondo, los habituales reclamos al árbitro y hasta con el Pulpo andaba discutiendo.

Pablo Aguilar

Pablo Aguilar

BIEN

Pudo abrir el marcador tras rematar de cabeza un balón que recorrió el área de izquierda a derecha pero alguien logró interponerse. En defensa se mantuvo correcto aunque pasó algún problema para contener a Rentería pero nada de qué preocuparse.

Osmar Mares

Osmar Mares

BIEN

Este no se mete en problemas. Prioriza el resguardar la posición y evitar que se tiren centros desde ese costado. Es el mejor Mares desde que llegó a Coapa. Samudio debería permanecer en el banco un par de fechas.

William da Silva (82')

William da Silva (82')

REGULAR

Corre y presiona por todos lados aunque sus funciones originales no sean defensivas. ¿Qué tal si un día se le prueba como volante por izquierda en lugar de Arroyo? William es atacante. No desentona como contención pero él es atacante.

Osvaldo Martínez

Osvaldo Martínez

REGULAR

Un poco incógnito. Participa pero no es relevante en temas de generación. La tibieza del paraguayo es tal que de él nunca vendrá el detonante de un partido. A veces es como Waldo. Hay que prestar extrema atención para saber donde está.

Michael Arroyo (72')

Michael Arroyo (72')

MAL

¿Está regresando el Arroyo del lucimiento personal? Lleva un par de fechas jugando para él. Con frecuencia recibe la pelota y busca terminar la jugada con remate sin importar si la portería está a 200 metros.

Rubens Sambueza

Rubens Sambueza

BIEN

Caso contrario al capitán, quien está en esas agradables fases en las que sale a jugar fútbol. Él mandó el servicio largo que Paul rescató y terminó el encuentro con la faena sobre Izquierdoz y la asistencia para Andrade.

Darwin Quintero (64')

Darwin Quintero (64')

MAL

Pedíamos que fuera titular y vuelve el Darwin acelerado que actúa sin pensar. Parece que entrar de cambio le sienta mejor. El problema es que es el mismo caso de Arroyo y de Andrade. Todos van mejor de cambio. A este paso habrá que jugar sin volantes hasta el 50 o 60 que es cuando vemos las mejores versiones de estos. Feo gol el que se perdió.

Oribe Peralta

Oribe Peralta

REGULAR

Cuando está en el área busca dar el balón a otro para que remate. Cuánta bondad. Le tocó la mala fortuna de que el defensor desviara lo suficiente su remate para anotar a su querido equipo. Sus compañeros fueron a consolarlo tras el gol.

SUSTITUCIONES

Darío Benedetto (64')

Darío Benedetto (64')

MAL

Media hora de nada.

Andrés Andrade (72')

Andrés Andrade (72')

BIEN

En dos partidos ha hecho más que Arroyo. En el anterior puso una asistencia y este se mandó una buena anotación. El problema es que cuando sea titular, volverá a ser apático y Arroyo el revulsivo en un ciclo que parece no tener fin.

Daniel Guerrero (82')

Daniel Guerrero (82')

REGULAR

Entra a cerrar el partido. A eso hemos llegado. Jugando en el Azteca, ganando por la mínima y tiramos a un contención para que no ocurra la desgracia de que nos saquen el partido. Por suerte no le marcaron penal que a los árbitros les fascina señalar esas contra América, especialmente al noventa.

LÍNEA POR LÍNEA