NidoAzulcrema
Me voy, chés.
Me voy, chés.

Darío Benedetto, Erik Pimentel, Ventura Alvarado, Cristian Pellerano y Antonio López conforman los 5 nombres que no estarán en Coapa para el próximo torneo.

ACTUALIZACIÓN: Brian Lozano y Andrés Andrade también se añaden a la lista.

Peláez dijo que iba a mantener al 95% del plantel y cumplió. El único “estelar” es el argentino Benedetto cuyo nivel se desplomó desde hace varios meses además de que solicito a la directiva el ser transferido.

Pimentel y Alvarado fueron hombres de relevo. Se les utilizó más por necesidad que por ajuste táctico. Y como todos aquellos jugadores que no tienen minutos, siempre se vieron faltos de ritmo para tener desempeños aceptables.

Cristian Pellerano estuvo a préstamo en Monarcas y Tony López anduvo en la Liga de Ascenso con Atlante.

Así que para despedirlos, intentemos revisar qué salió mal.

DARÍO BENEDETTO

benedetto-transferible-america

Llegó como refuerzo de lujo y parecía que en América veríamos sus mejores años. Empezó con el pie derecho haciendo goles en la Liga aunque fue en Concachampions en donde se lució con anotaciones de gran manufactura.

En 2016 la pasó lesionado. Reapareció hacia finales del torneo pero se mostró falto de ritmo y primordialmente, de actitud. Terminó por pedir su salida y se le ha concedido.

¿Se le extrañará? Es poco probable. Hay poca comunión con la afición y más allá de ese aspecto, difícilmente rendirá quien no quiere estar aquí.

Mal jugador no es. Es de los que mejor técnica individual tiene y seguramente volverá a marcar goles con alguna otra institución.

Que le vaya bien.

ERIK PIMENTEL

erik-pimentel-transferible

Apareció en 2011 y estuvo poco más de un año en Coapa antes de ser prestado al Atlante. Volvió a casa en 2013 y se esperaba que hubiera adquirido algo más de rodaje en primera divisón.

La realidad fue otra. Solo los entrenadores y él mismo pueden saber por qué siempre fue un elemento condenado al banco. ¿Falta de determinación? ¿Falta de cualidades? ¿Falta de hambre por trascender? Es difícil saberlo.

Lo sencillo es etiquetarlo como un jugador limitado, pero alguien que no juega, difícilmente podrá rendir a máximo nivel.

O quizá es que América no es para todos. El americanismo en general (basándome en lo que se lee en redes sociales y aquí en NidoAzulcrema) tiende a pedir más gente de Fuerzas Básicas con el primer equipo, pero, son contados los que logran trascender. A veces hay que tener hambre de gloria y no todos tienen la fortaleza mental para lograrlo.

¿Qué debió hacer Erik? Ponerse a trabajar más fuerte. Él estuvo junto a Hugo González que padecía de lo mismo: pocos minutos y malas actuaciones. Pero González no bajó los brazos y hoy en día es titular con las Águilas.

VENTURA ALVARADO

ventura-alvarado-tranferible

Se formó en las inferiores de Coapa y salió a Necaxa para ganar minutos en Primera División. Regresó a las Águilas en 2014 y de pronto terminó disputando la gran final ante Tigres en donde hizo perder la cabeza a Damián Álvarez e iniciar la debacle norteña.

Sus actuaciones lo llevaron a la Selección de Estados Unidos y fue en este momento en que Ventura perdió el rumbo. Desde ese entonces se le veía errático, poco preciso con el balón e incapaz de imponer su poderío físico a los rivales. Naturalmente que la banca empezó a ser su hábitat natural hasta que apareció en esta lista de transferibles.

COMENTARIO FINAL

Más importante que los que se van, son los que llegan.

América no tiene una plantilla mala si no insuficiente.

Hoy se van dos centrales y tomando en cuenta como se ha manejado Peláez, no sorprenda que en el draft se consigan un par de elementos para que hagan lo mismo que estos dos: estar en la banca.

Ambriz tendrá que aprender a rotar a sus jugadores para que no pierdan ritmo. De lo contrario, seguirán jugando los mismos 14-15 de los 22-23 que conforman la plantilla. Por tanto, cuando se eche mano de ellos se les calificará como malos jugadores cuando quizá el mayor problema es que no tienen ritmo.

PARA EL DEBATE

Intentando ser realistas y sin pedir una «limpia» que bien sabemos no va a ocurrir, ¿quién crees que debió estar? ¿Merecía alguno de estos 2 seguir? ¿Se debería rescatar a Pellerano considerando que en Morelia se le vio mejor físicamente?