NidoAzulcrema
Ojalá se haya aprendido la lección, Pablito.

El trago amargo quedó atrás. Pablo Aguilar no tendrá que cumplir el año de suspensión tras el incidente con el árbitro Fernando Hernández y su castigo regresa al original: 10 partidos.

Con este fallo a favor del paraguayo, podrá volver a la actividad siempre que las Águilas lleguen a semifinales de liguilla puesto que aún le restan 3 partidos de suspensión.

El TAS revoca las decisiones emitidas por la Comisión de Apelaciones de la FMF y las remplaza por nuevas decisiones, que reinstauran las sanciones originales impuestas por la Comisión Disciplinaria de la FMF”
– Comunicado Oficial

Ahora bien, queda esperar la reacción de los árbitros. No es que vayan a detener la liga de nuevo, pues el fallo del TAS es irrevocable. El problema estará en la cancha para con Aguilar.

Recordemos que a Sambueza no le perdonaron aquel cabezazo al árbitro y lo echaron del campo cualquier cantidad de veces por tonterías. Claro está que la actitud del argentino tampoco ayudó, pero Pablito tendrá que ser cuidadoso y procurar no dar motivos para que le señalen cualquier cosa en su contra.

Esperemos que este tiempo haya servido de reflexión para el jugador que no se puede perder la cabeza tan fácil, es fútbol, un juego apasionante, pero un juego al final del día.