NidoAzulcrema
¿Ya está de regreso Benedetto?
¿Ya está de regreso Benedetto?

La amplia ventaja conseguida en la ida le permitió al América mantenerse a flote y conseguir el pase a semifinales tras caer 2-1 por el juego de vuelta ante León.

Las Águilas de Ambriz no fueron brillantes ni jugaron bien al fútbol. Las faltas reiteradas de ambos equipos no permitieron disfrutar de un encuentro explosivo como se esperaba. León nunca se animó a desatar su furia contra el marco de Muñoz y América se mantuvo a la expectativa reaccionando según las acciones de los locales.

El partido quedó a deber en cuanto a espectacularidad pero es un hecho que estos juegos de liguilla así son. América había hecho la tarea en la ida y no tenía por que arriesgar de más cuando el necesitado era León. No hay equipo en el fútbol mexicano que juegue la vuelta como si estuvieran “cero a cero”.

Al final se logró el objetivo de vencer a uno de los rivales más complicados de la última época e instalarse nuevamente en semifinales.

PRIMER TIEMPO

Si en la nota del juego de ida comentábamos que Pizzi había facilitado las cosas descomponiendo su cuadro base, Ambriz quiso emularlo para el juego de vuelta. Decidió poblar el sector medio con Guerrero y Güemez como escudos apoyados un poco más adelante por Martínez. Arroyo se tiró por izquierda y Sambueza por derecha. Oribe quedó como única punta.

El comienzo de las acciones estuvo caracterizado por los frecuentes silbatazos de Peñaloza señalando infracción tras infracción.

El cobro de tiro libre de Arroyo al minuto trece fue la primera gran aproximación contra el marco de un casi imbatible Yarbrough. El leonés atajó con solvencia el remate del ecuatoriano.

Al encuentro no le pasó nada hasta el treinta y cuatro cuando Sambueza tocó para Oribe que dentro del área la dejó pasar para Martínez quien se quitó a su marcador y al mismo Yarbrough con la mala fortuna de que su remate fuera salvado sobre la línea por el defensor Burdisso. Gran jugada la del paraguayo.

Muñoz ya había avisado apenas al cuarenta y dos que no andaba muy preciso en las salidas y lo confirmó dos minutos más tarde. El imparable Elías Hernández mandó centro al corazón del área que el portero americanista no manoteó con la fuerza necesaria para alejarla del área y se la dejó a Burbano quien con una volea (de esas que solo salen en juegos contra el América) puso el uno por cero con el que nos fuimos al descanso.

SEGUNDO TIEMPO

Más de lo mismo. Juego cortado en todos los sectores y poca claridad para generar una oportunidad que pusiera a prueba a Yarbrough.

Fue alrededor del setenta cuando el partido comenzó a animarse. El protagonista de la acción fue Oribe quien recibió de pecho dentro del área y con una media vuelta de zurda intentó batir por abajo a Yarbrough quien salvó su meta tras meter el guante en el último momento.

La siguiente fue un saque de esquina que Darwin (quien entró por Martínez) no aprovechó al tenderse de palomita pero sin dar dirección adecuada a la esférica. Yarbrough volvió a rechazar y justo cuando parecía que Pablito haría otra de sus apariciones heroicas, el travesaño dijo que no.

Benedetto ingresó al campo poseído por un agradable alto voltaje. Se le vio más fresco, concentrado y notablemente ágil. Como si hubiera rejuvenecido. Bastaron dos minutos de su presencia en la cancha para que un misil suyo venciera finalmente a Yarbrough y diera la tranquilidad necesaria para manejar el 5-2 global en los minutos restantes.

Luego ocurrió lo de siempre: un concierto contragolpes fallidos. Contragolpes que no se toman en serio. Contragolpes en donde se “cascarea”. Contragolpes en los que nadie quiere la responsabilidad de ser el que termine pateando a gol.

Tachemos de nuestra lista de fortalezas el contragolpe. Es una mentira. Los tiramos todos a la basura.

Y mientras los de arriba se dedicaban a fallar, Elías Hernández culminó su gran noche dejando tirado a Paul y colocándola pegada al poste para el 2-1 (5-3 global) que hacía más decorosa la eliminación leonesa.

Peñaloza finalizó tras tres minutos de compensación en los que nada relevante ocurrió y América se instaló en la siguiente ronda.

ESTADÍSTICAS

stats-america-leon-vuelta

RENDIMIENTO

Moisés Muñoz

Moisés Muñoz

MAL

Muy sobrado. Por aire no estuvo atinado y fue causante directo del primer gol. Esperemos que en semifinales ofrezca mayor seguridad.

Paul Aguilar

Paul Aguilar

MAL

Luz en la ida, Noche en la vuelta. Elías Hernández hizo lo que quiso con él y remató dejándolo en el césped antes de hacer el 2-1.

Paolo Goltz

Paolo Goltz

BIEN

Se desenvuelve con soltura en el fondo. Se ve más seguro por tierra que por aire. Como sea, ayuda a mantener a Boselli y Peña a raya.

Pablo Aguilar

Pablo Aguilar

BIEN

Se junta con Goltz para cerrar los espacios y destruir todo lo que pase por ahí. Por arriba tampoco ofreció su mejor versión. Muy raro en él haber volado ese disparo que significaba el empate.

Miguel Samudio

Miguel Samudio

BIEN

Contra Burbano gana casi siempre, contra Elías es más complicado aunque el extremo leonés pasa más tiempo por el otro sector. Hacia el frente solo se le vio una vez en uno de esos contragolpes desechables que practican las Águilas.

Daniel Guerrero

Daniel Guerrero

REGULAR

Realmente parece un tercer central. Juega demasiado retrasado y parece que la pelota le quema. No es capaz de conducir ni diez metros antes de tener que pasarla a algún compañero. Defensivamente cumplió a secas. No se le puede pedir más a un contención que es limitado a la hora de crear juego. Eso sí, logró devolver el pase a Benedetto que terminó en gol.

Javier Güemez

Javier Güemez

MAL

La falta de fútbol le pesó. Se le vio impreciso e incluso tuvo la fortuna de que le marcaran fuera de lugar tras el autogol aquel que además, lo hizo con la mano. Como marcador, recupera poco. Se mantiene cerca de los medios rivales pero nunca se anima a morder, a atacar, a meter la pierna. Jugando así está lejos de volver a ser titular.

Osvaldo Martínez (67')

Osvaldo Martínez (67')

REGULAR

Libertad desaprovechada. Con Güemez y Guerrero cuidándole la espalda, no se anima a ser el generador de juego por el centro. Empieza bien con buen remate al marco pero conforme pasan los minutos sus disparos son cada vez más desviados.

Rubens Sambueza (84')

Rubens Sambueza (84')

REGULAR

No tiene la claridad que otros días. Comete y recibe cualquier cantidad de faltas que no ayudaron a generar fútbol. Quizá la mejor jugada fue aquel pase a Oribe que culminó con remate de Martínez. Se espera mucho más del capitán.

Michael Arroyo

Michael Arroyo

REGULAR

Poco fino con la esférica en sus pies. Más allá del remate inicial de tiro libre no hubo desbordes o disparos importantes. Hemos visto mejores versiones suyas.

Oribe Peralta (76')

Oribe Peralta (76')

MAL

Una estatua tiene mayor movilidad que él. Lo hace bien dejándola pasar a Martínez y mejor en aquella media vuelta. Sí, pero son 2 jugadas en tres cuartos de partido. Arriba aparece poco, no gana un remate por arriba desde hace mucho y tampoco ejecuta bien los pases que se suponía abrirían la jugada para buscar un posible centro.

SUSTITUCIONES

Darwin Quintero (67')

Darwin Quintero (67')

REGULAR

Muy veloz pero al igual que la mayoría, no conduce con la fineza necesaria en la última zona. Se le da juego con la esperanza de que su velocidad haga trizas a la defensa rival pero todo queda en buenos deseos.

Darío Benedetto (76')

Darío Benedetto (76')

BIEN

Primero nos deleita con un gol marca Benedetto. De esos de media distancia que tanto le gustan. Cuando parecía que era su gran noche, desperdicia una oportunidad clara de gol frente a Yarbrough al querer definirla por arriba como “sobrado” cuando un potente disparo hubiera sido suficiente. Se le vio mucho mejor que en los últimos partidos.

Osmar Mares (84')

Osmar Mares (84')

En los pocos minutos que jugó se dio tiempo de llegar hasta línea de fondo aunque el colegiado no marcó la falta. Como sea, fue irrelevante su accionar con el encuentro definido.

LÍNEA POR LÍNEA