Adiós Lobo Solitario

Y sí, el cielo convocó a un delantero legendario a su equipo divino.

Este martes 19 de enero de 2021 quedará marcado como uno de los días más tristes del América ya que partió uno de sus grandes, José Alves dos Santos “Zague”, quien tenía 86 años de edad.

“Un hombre cabal, amoroso y siempre dispuesto ayudar. Mi padre le entregó su corazón a su familia, y amigos tanto de Brasil como de México… Querido padre agradezco todo el amor que nos diste. Te recordaremos siempre como el gran hombre y la luz que guió nuestros caminos. Gracias por todo Padre, te mando un beso hasta el cielo. Adiós Lobo Solitario”, fue el mensaje que mandó “Zaguinho”, su hijo, informando de la noticia.

A principios de la década de los 60, Emilio Azcárraga quería jugadores de renombre para su recién comprado equipo, y es así que fichó al brasileño, que tenía un gran currículum: comenzó su carrera con el Botafogo, para después pasar al Corinthians, equipo con el que jugó seis años. Luego llegó al Santos, en el que estuvo a lado nada más y nada menos que con Edson Arantes do Nascimento “Pelé”, escuadra con la cual salió campeón de su país

En 1961 fichó con los Cremas, entonces sólo por dos temporadas, pero terminó jugando 8 años. Fue campeón de la primera Liga profesional del equipo (1965-66), además de Copa (1962-63 y 1963-64), como también lo fue de goleo con 20 anotaciones en Liga.

Entre sus grandes anécdotas queda que marcó el segundo gol en la inauguración del Estadio Azteca.

Su apodo es igual de legendario, “Lobo Solitario”, que se lo ganó a que gracias a su velocidad, zancada y que era el único delantero en punta que buscaba los goles para la causa americanista.

Al momento de su salida del club, tenía 86 goles en Liga de 299 partidos ligueros y 106 en total, que entonces era el segundo mejor registro en la historia del club, sólo detrás de los 148 de Octavio Vial. Actualmente es cuarto, sólo superado por su hijo Luis Roberto Alves “Zaguinho” (192) y Cuauhtémoc Blanco (153).

Es así que despedimos al legendario “Lobo Solitario”, cuya grandeza siempre será recordada en el Club América.

Related Posts