NidoAzulcrema
tor_ame
Se caen de la nube en tierras canadienses

Las Águilas del América tuvieron una terrible actuación en el partido de ida de la semifinal de la Concachampions 2017-2018 y terminaron cayendo 3-1 ante un Toronto que sí entendió qué se estaba jugando.

Invariablemente el táctico terminará venciendo al motivador, y hoy, Greg Vanney le dio una cátedra al “Piojito” Herrera, quien nunca supo descifrar lo que el contrario le puso enfrente. Fue obvio que Vanney estudió al América a la perfección, se encargó de que su equipo encimara inmediatamente a los jugadores Azulcremas, dejándoles poco espacio para pensar y mucho menos para tocar la pelota. También entendió que lo más débil de las Águilas son sus laterales. Giovinco y Altidore despedazaron a Vargas y Aguilar. Casi una hora tuvo que pasar para que Miguel Herrera se diera cuenta que no estaba jugando contra el Cruz Azul e intentara acomodar un poco sus piezas, sin mucho éxito por cierto.

Las Águilas se vieron sorprendidas por un equipo sereno y contundente, que supo jugar a pesar de la cancha, el árbitro y el clima. Los de Coapa se desesperaron, perdieron la concentración y por momentos parecían un equipo llanero ardido que no sabe perder.

Triste demostración azulcrema, en lo que sin dudas has sido uno de los peores partidos del semestre. Veremos si pueden levantarse y dar una mejor imagen en el Azteca.

PRIMER TIEMPO

América modificó su cuadro titular para darle cabida a Ibargüen como volante por izquierda y a Mateus por derecha, con Da Silva en la contención. Sin embargo, poco duró el cero en el marco americanista.

Apenas al minuto 7, Álvarez cometía penal sobre Giovinco. En la repetición parecía más un resbalón que una sancadilla, pero ya no se podía hacer nada. El mismo italiano marcó sin problemas el 1-0 y América se veía abajo en el marcador muy temprano.

Los de Coapa tardaron en acomodarse en el terreno de juego, que mas bien parecía un potrero, y no podía hilvanar una jugada de más de tres pases. Tuvo que ser una genialidad de Andrés Ibargüen, al 20′, para que se empatar el juego. El colombiano dejó en el camino a cuatro jugadores e hizo un portento de gol. Por un momento nos ilusionamos que por fin estábamos viendo al Ibargüen campeón de la Copa Libertadores. Que equivocados estábamos.

Después de la anotación azulcrema el partido se ensució, las faltas no dejaban de caer y los ánimos se calentaban poco a poco. Esperamos hasta el 41′ para ver otra jugada peligrosa, Ibargüen otra vez burlaba enemigos en el área, lamentablemente su disparo pasó por un costado. Dos minutos después, en un contralgope que agarró muy mal parada a la zaga americanista, terminaba con la anotación de Altidore.

2-1 nos íbamos al descanso.

SEGUNDO TIEMPO

Cuando se esperaba una sacudida desde la banca, nada pasó. América saltó al campo con el mismo 11 a jugar igual que en la primera mitad. Los laterales seguían siendo humillados y arriba no se generaba nada.

Al 50′ Álvarez salvaba el tercer tanto con excelsa barrrida, sin embargo, siete minutos después, Morgan entraba solito para sólo empujar el balón. 3-1 a favor de los canadienses y Miguel Herrera sin saber qué hacer.

Con diez minutos para acabar el juego por fin vino un cambio de estrategia, salió Cecilio para darle cabida a Martín. El cambio, sorpresivamente, fue exitoso. Con este nuevo parada América tuvo más idea y se las ingenió para hacer dos jugadas de gol, pero Martín salió decidido a demostrar porqué es banca dejando escapar ambas opciones.

Sin más, el árbitro terminó el encuentro.

ESTADÍSTICAS

estadisticasTOR-AME

RENDIMIENTO

Agustín Marchesín

REGULAR

Las tres veces que llegó Toronto, las tres que le clavaron. Fuera de eso, no tuvo mucho trabajo.

Paul Aguilar

MAL

Perdido como siempre, los delanteros canadienses entraron las veces que quisieron por su banda. Adelante, nada. ¿Todavía hay alguien que espera un buen centro de Paul?

Édson Álvarez

REGULAR

Comete un penal un poco riguroso. Luego se multiplica por todos lados para cubrir a tres compañeros que jugaron basura. No puede con la chamba y termina contribuyendo en las malas marcas de los goles en contra.

Bruno Valdez

MAL

Nunca apareció en la central, en el primer gol ni se ve, en el segundo deja a Edson solo, en el tercero es un espectador más. Pésimo el paraguayo.

Carlos Vargas (54')

MUY MAL

Tarde o temprano le cobraría factura al Piojo tener a Vargas en la lateral. No da una el pobre chavo cubriendo su zona. En otros partidos se pudieron rescatar sus errores, en éste no. Lo exhibió sacándolo de cambio.

Guido Rodríguez

REGULAR

Participativo pero poco a poco se dejó llevar por el enojo. Se perdió su liderazgo, así como la media cancha azulcrema. Intentó rematar a portería sin mucho suerte.

William Da Silva (89')

MAL

De contención contribuyó poco, de lateral vio en primera fila el tercer gol del Toronto. Varios disparos que ni a portería iban. Mal el brasileño.

Mateus Uribe

MAL

Jugó como volante por derecha, por donde se supone mejor juega. Sin embargo, no pudo hacer una correctamente, se perdió por la banda y nunca fue factor. Uno de los peores partidos del cafetalero como americanista. Sobra decir que el América pierde parte de su punch ofensivo si Mateus no está metido al 100 en el juego.

Andrés Ibargüen

REGULAR

Marca un golazo, casi hace el 2-1 y después de eso, nada de nada. Le falta carácter para ser diferencia. Jugadores que se caen en momentos importantes ya tenemos. A ver si no termina saliendo en verano.

Cecilio Domínguez (80')

MAL

Otro que estuvo más concentrado en calentarse y pelear con los contrarios que de jugar fútbol. No pudo desbordar ni generar ninguna jugada ofensiva.

Oribe Peralta

REGULAR

Lo de siempre, garra e injundia, nada de goles. Sin embargo, se dio tiempo para asistir dos veces a Martín. No es su culpa que el otro no las pueda meter.

SUSTITUCIONES

Joe Corona (54')

REGULAR

Entró para acomodarse en la contención mientras Da Silva jugaba de lateral. Tocó más y mejor veces la pelota que el brasileño, pero como nos tiene acostumbrados, no hizo nada de importancia.

Henry Martín (80')

MUY MAL

Tuvo dos que falló ridículamente. Que pena que no todos los contrarios sean Lobos. Que vaya acomodándose en el sillón de su casa para ver el Mundial.

Renato Ibarra (89')

Estuvo 4 minutos, tuvo un par de desbordes y su acostumbrado mal pase.

LÍNEA POR LÍNEA