El Adiós del Ídolo

Uno de los beneficios de “Acceso Total” es la oportunidad de que se publiquen columnas de nuestros suscriptores en nuestro portal. Es así que iniciamos con la primera columna de un miembro de la Comunidad de Nidoazulcrema.com: Carlos R.F.

No hay plazo que no se cumpla, ni fecha que no se llegue. A todos nos toca el momento de decir adiós a nuestra vida profesional y a Enrique Borja le llegó un 18 de septiembre de 1977, a las 12 horas en la siempre monumental Estadio Azteca.

El juego que marcaría la despedida de Enrique Borja, fue un América contra Pumas, equipo que vio nacer al llamado Cyrano de las canchas. Semanas antes del partido, mismo al que mi familia y yo estábamos más que dispuestos a asistir, algo dramático nos ocurrió, que ponía en peligro nuestro plan de ir al juego tan esperado por la afición Azulcrema.

¿Y qué fue lo que puso en duda nuestra asistencia a tan magno evento? Pues, la boda mi cuñada que se programó y aconteció un día antes del partido, el día 17. Evento social, claramente, mal planeado para nuestras ilusiones futboleras. Bien se pudo haber casado una semana antes o una semana después.

Obtén Acceso Total

Pero no hubo de otra, la boda se realizó como se agendó. Desde luego que nos desvelamos, bailamos y tomamos algunas bebidas espirituosas durante la fiesta, que por cierto se prolongó hasta altas horas de la madrugada.

Sin embargo, eso no constituyó un obstáculo alguno para mermar nuestros ánimos futboleros, prevaleciendo nuestra pasión por el glorioso equipo América, así como el inmenso cariño al 9 americanista y la inquietud por su adiós. Algo mareados nos levantamos, aseamos y con inmensurable alegría no trasladamos de nuestra casa, el Estadio Azteca.

En el ambiente reinaba la expectativa por lo que podría ocurrir, de por sí ya odiábamos a los Pumas y que mejor marco para despedir a nuestro ídolo. Y, de pronto, en unos minutos el nerviosismo se fue convirtiendo en una erupción de emociones hasta llegar al éxtasis con los goles de Borja, que hasta ese día le pudo anotar al equipo del Pedregal: el primero de cabeza y luego otro al más puro estilo peculiar de Don Enrique, un calcetinazo. Con la espinilla golpeó el balón de tal forma que salió al lado contrario donde la lógica lo hubiera dirigido. ¡Magia pura!

Ante la segunda anotación, el público provocó una algarabía sensacional y, desde ese momento hasta muchos minutos después del partido, comenzamos a gritar: “¡Borja no te vayas!” “¡Borja no te vayas!”. Corito que fue creciendo al clamor de las gargantas de los aficionados americanistas y la unión de nuestras voces convirtió el ambiente del Estadio en una locura.

El coro era impresionante: “¡Borja no te vayas!” “¡Borja no te vayas!”. Expresión de inmensa tristeza por el adiós, que enseguida pasó al llanto de la alegría por todo lo vivido de mano del goleador Azulcrema. Un pletórico Estadio Azteca, lleno de americanistas de varias generaciones gritaron y lloraron a Borja, que se fue en hombros como un gladiador victorioso.

La despedida de Enrique Borja del balompié es un hermoso recuerdo que conservo en mi mente y en mi corazón, ya que el ídolo se fue por la puerta grande, proeza que muy pocos jugadores han logrado, nacional o internacionalmente.

El partido de su adiós, que ganó América 4-2, y lo más de 170 goles anotados en su carrera permanecerán en mi memoria. Por lo que me atrevo a considerarlo como el más efectivo centro delantero del fútbol y como el último verdadero ídolo de toda la afición mexicana (sin importar camisetas); desde luego de los americanistas de cepa como ustedes y como yo.

¡¡SIEMPRE PRESENTE DON ENRIQUE BORJA GARCÍA!!

Gracias y saludos a la afición Azulcrema de su amigo, un americanista convencido de la gloria de nuestro equipo: Carlos R.F. (@generalaguila)

A toda nuestra Comunidad, como bien saben, el NidoAzulcrema.com es un proyecto que tiene 14 años de vida. Ha pasado de ser un simple hobby a una de las páginas con mayor impacto en temas del Club América.

Sin embargo, la competencia, así como las ganas de hacer de este proyecto el mejor posible, y como todo en la vida, hace necesario evolucionar. Hace unos meses presentamos nuestra plataforma de paga, misma que ha ayudado a mantener la página, hacerle mejoras técnicas como de contenido.

Con tan sólo $3 dólares al mes nos puedes ayudar a mantener vivo este proyecto y que sea mejor cada día.

A nuestros suscriptores actuales les agradecemos su confianza y apoyo.

Cualquier duda sobre cómo suscribirte, como hacer pagos (vía plataforma, transferencia bancaria o depósito directo en ventanilla) escríbenos a team@nidoazulcrema.com y con gusto te apoyamos.

Related Posts